Un apático Recreativo Bifesa cae en su visita al E.R. San Jerónimo

El grupo de Pato Martín nunca se encontró cómodo sobre el césped de las instalaciones del decano del rugby andaluz. Los onubenses asientan los pies en el suelo después de la magnífica victoria de la semana pasada.

El Club de Rugby Recreativo Bifesa Tartessos cosechó la primera derrota de la temporada en la tercera jornada del campeonato liguero regional ante un San Jerónimo que impuso su juego desde el principio del partido. Los locales comenzaron golpeando desde bien pronto tras la consecución de un ensayo en los primeros 4 minutos de partido, propiciado por una mala defensa de los onubenses
que llegaron a conceder hasta 3 golpes de castigo seguidos en la misma jugada inicial.

El partido se les ponía cuesta arriba a los linces que veían como su apatía alimentaba al rival dándole hasta dos ensayos más en los siguientes minutos. Con un resultado de 17-0, en el minuto 15 lograron imponer a su rival una pequeña parte del juego que desplegaron la semana pasada ante el Cajasol Ciencias B y  que tan gran resultado les dio; de esta forma y tras una explosiva penetración en juego abierto, Juanjo Núñez conseguía posar en la línea de marca rival que junto a la transformación del pateador Félix Sebastián ponía los primeros puntos en el casillero.

Por fin el conjunto tartéssico despertó de su letargo y comenzó a jugarse en el campo del equipo local. Tras varias fases alternas de un equipo y otro, San Jerónimo consiguió salir con una efectiva patada, llevando el peligro a la línea de marca del Recreativo que no supo solventarse y que acabó convirtiéndose en 7 nuevos puntos para San Jerónimo. Sin embargo, antes de terminar la primera parte, y tras un saque de touch casi en su línea de 5, la delantera visitante se impuso consiguiendo  un segundo ensayo tras un maul muy bien ejecutado.

Así, llegaba el descanso con 24-12 en el marcador, lo que suponía la mejor noticia para los linces: aún después de no haber sido capaz de dominar el choque, la puntuación les dejaba dentro del encuentro.

Pero poco les duró la alegría tras la reanudación del partido pues aunque por fin comenzaron a presionar al equipo rival y a jugar de la forma que Pato Martín quiere imponer a los suyos, encajaron un nuevo ensayo tras varios errores de placaje, una constante en gran parte del equipo.

Poco a poco fueron situándose en el campo con la consigna de recuperar las sensaciones perdidas a lo largo del encuentro, y lo consiguieron pues fueron el gran dominador del partido en gran parte de la segunda mitad, llegando a materializar un ensayo de Alberto Pérez-Ventana tas una gran jugada colectiva en la que la velocidad de transmisión de balón permitió mover a la defensa rival de lado a lado del campo y aprovechar, tras varias fases, escaparse por el ala. En este momento del partido el Tartessos se sentía bien y quería más, generando bastante peligro dentro de la 22 contraria hasta que, en un error de la melé tartéssica tras un lanzamiento de touch cuando estaban dispuestos a ensayar que derivó en un golpe en contra que terminó de hundir a un equipo que había ido de menos a más en esta segunda mitad.

Tras este golpe, la agobiante presión del San Jerónimo, uno de sus fuertes, desestabilizaron al Recreativo Bifesa Tartessos que volvió a caer en el desánimo y la desgana y acabaron favoreciendo al equipo local que llegó a conseguir hasta dos marcas más.

Así concluyó el partido con un marcador de 43-17 a favor de los locales que reflejó bastante bien lo vivido en el campo: un equipo local con muchas ganas y mordiente frente a un equipo visitante que acabó con un sabor agridulce tras ver que son capaces de jugarle de tú a tú al colíder de la primera división territorial de rugby en el momento en el que la concentración y las ganas afloran.

Información adicional